Comunicación Social Locales

Reconoce el Gobernador a voluntariado de la Cruz Roja Mexicana durante entrega de donativo

Hoy Querétaro sigue en pie de lucha, colocando la dignidad humana y la salud en el centro de cada una de sus decisiones, afirmó el gobernador del estado, Francisco Domínguez Servién, durante el izamiento de la bandera de México por personal médico y militar, y el arranque de la colecta estatal 2021 de la Cruz Roja Mexicana.

 

El jefe del Poder Ejecutivo estatal entregó a la presidenta del Patronato del Sistema Estatal DIF y presidenta honoraria del Patronato de la Cruz Roja Mexicana, Karina Castro de Domínguez, un donativo por dos millones de pesos en beneficio de dicha institución.

 

“Es muy relevante para mí poder compartir, junto a mi esposa Karina, con todas y todos ustedes, este momento simbólico”, enfatizó.

 

Desde el Hospital General de Querétaro, referente nacional de salud pública y legado para muchas generaciones, el gobernador hizo un llamado a la sociedad queretana a sumarse a la colecta anual de la Cruz Roja.

 

Destacó que en este tipo de convocatorias no hay aportación pequeña, sino una meta magna que se comparte como sociedad, ligada al propósito de salvar vidas.

 

Expresó que la participación del personal médico en el izamiento de la bandera de México, resume en una sola imagen lo que se ha vivido a más de un año de pandemia.

 

“Horas, días, semanas y meses en los que el personal médico, con vocación de servicio, esfuerzo sobrehumano y heroísmo, ha mantenido en pie a todo un país, combatiendo la enfermedad en la primera línea de batalla”, apuntó.

 

A nombre de la sociedad y del gobierno de Querétaro, el mandatario estatal reiteró su reconocimiento a las mujeres y hombres que pusieron sus valores y sus vidas al servicio de Querétaro y de México.

 

Asimismo, hizo extensivo el reconocimiento a todo el personal de la Cruz Roja, institución a la que, dijo, este día le fue reintegrada apenas una fracción de todo el bienestar social que brinda a la sociedad queretana.

 

“No importa la hora, la lejanía o lo difícil de la situación; siempre podemos contar con la Cruz Roja cuando más la necesitamos”, subrayó.

 

Domínguez Servién enfatizó que a una sociedad la define su manera de enfrentar la adversidad y Querétaro ha demostrado que continúa en pie de lucha.

 

“Lo hacemos con respeto a las instituciones que nos dan orgullo e identidad. Lo hacemos con profundo amor a México”, concluyó.

 

En su intervención, el delegado estatal de la Cruz Roja, Rodrigo de Villasante Herbert, resaltó que gracias al apoyo del gobierno estatal, la institución que representa ha renovado 12 ambulancias con equipamiento completo, una unidad de rescate, dos Pick Up de doble tracción para rescate de montaña, tres motocicletas de primer contacto, así como 20 bicicletas.

 

Asimismo, se ha fortalecido la presencia de la Cruz Roja en 11 de los 18 municipios del estado, se ha dado apertura a las bases de Santa Rosa Jáuregui y Centro Histórico y ya se cuenta con el predio para la base de Corregidora.

 

Expresó que los últimos cinco años han representado un período de retos para la Cruz Roja; desde el sismo de 2017, varios incendios y sequías, hasta la pandemia por COVID-19.

 

“Ha significado el reto humanitario más importante para las y los voluntarios de Cruz Roja, es un hecho sin precedentes que confirma el gran valor de trabajo de las mujeres y hombres de esta institución”, puntualizó.

 

En este marco, refirió que la delegación estatal obtuvo el octavo lugar nacional en número de traslados por sospecha o confirmación de casos de COVID-19, detalló que con siete ambulancias se realizaron dos mil 564 traslados de personas.

 

El delegado compartió que en lo que va de la administración estatal, la Cruz Roja ha brindado más de 40 mil servicios de emergencia totalmente gratuitos a la población queretana.

 

“Aquí se respira progreso, aquí se respira honestidad, solidaridad y entrega, ese es el ejemplo que nos das a todos y es lo que nos impulsa todos los días a ser mejores”, dijo al gobernador.

 

Los honores a la bandera estuvieron a cargo de la escolta y banda de guerra de la XVII Zona Militar y en el acto estuvieron presentes el comandante de la misma, Elpidio Canales Rosas; el presidente del Tribunal Superior de Justicia, José Antonio Ortega Cerbón; el presidente de la Mesa Directiva de la LIX Legislatura, Jorge Herrera Martínez, y el presidente municipal de Querétaro, Miguel Parrodi Espinosa.

 

También asistieron el secretario de Salud, Julio César Ramírez Argüello; la coordinadora estatal de Damas Voluntarias, Jessica Moncada de Villasante; personal médico, administrativo y de intendencia del nuevo Hospital General de Querétaro, así como voluntarios de la Cruz Roja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *